Archivo

Se define archivo como "'conjunto de documentos sea cual sea su fecha, su forma y su soporte material, acumulados en un proceso natural por una persona o institución pública o privada en el transcurso de su gestión, conservados, respetando aquel orden, para servir como testimonio e información para la persona o institución que los produce, para los ciudadanos o para servir de fuentes de historia".

También designamos con este término al lugar físico (edificio, estantes, muebles) donde se contienen los documentos.   Esta completa definición es aplicable a cualquier tipo de archivo, sea cual sea su naturaleza.

 La Archicofradía como institución de carácter eclesiástico genera y ha generado a lo largo de su historia un importante cúmulo de documentos indicativos de su actividad administrativa y religiosa.

La Archicofradía, tras el logro de una de sus más ansiadas metas como fue la construcción de la Casa Hermandad entró en una etapa de crecimiento en cuanto a su patrimonio se refiere y a la par una necesidad de mejoras en las instalaciones y una mejor adecuación de los espacios para dar cabida a las diferentes áreas de la misma.

Dentro de esas reformas a las que hacemos alusión, se consiguió que todo el fondo documental de la Archicofradía, que tras muchísimas horas de trabajo por parte de los diferentes responsables que la misma ha tenido, tuviera un lugar propio para su clasificación y organización.

Este lugar no es otro que las dependencias del “Archivo Histórico” situadas en la 3ª planta de nuestra Casa Hermandad, donde hermanos y estudiosos pueden disponer de una fantástica fuente documental sobre la vida de la Archicofradía desde el año 1507 hasta nuestros días.

En este apartado de la web, es nuestro deseo publicar periódicamente diferentes documentos para que todos los hermanos puedan ir conociendo diferentes etapas de nuestra vida como Archicofradía.

Los primeros documentos que traemos son los recortes de la prensa indicando la inauguración de las nuevas dependencias de la Casa Hermandad tras su remodelación, así como las del “Archivo”.

Las obras para la habilitación del Archivo fueron posibles gracias a la colaboración de la Fundación Unicaja con la Archicofradía.